hombre sentado en un sofá con una computadora portátil y mujer sentada en el suelo con una tablet

Mientras las empresas hacen la transición a una cultura de trabajo desde el hogar, puedes preguntarte si este es un buen momento para iniciar la pequeña empresa que siempre habías pensado abrir en tu hogar. Con menos costos generales que una tienda física, la oportunidad de un equilibrio más flexible entre el trabajo y la vida personal y el potencial de obtener determinadas deducciones de impuestos, iniciar una pequeña empresa en el hogar puede ser una opción lucrativa para muchos propietarios de empresas. Asegúrate de tener en cuenta estas consideraciones cuando inicies tu nueva empresa desde tu hogar:

Comienza con una idea de negocio en el hogar

Hay muchas posibilidades de que si no necesitas estar en algún lugar físico para hacer un trabajo, puedes iniciar dicha empresa en tu hogar. Si no estás seguro acerca de la posibilidad o de cómo podrán realizarse las operaciones diarias, quizás quieras comenzar tu proyecto en principio como un negocio secundario.

Algunas ideas comunes de empresas en el hogar podrían ser:

  • Escritor independiente
  • Consultoría
  • Diseño gráfico
  • Administrador de redes sociales
  • Afiliado de comercialización
  • Vender artesanías o productos hechos en casa
  • Clases de entrenamiento personal/acondicionamiento físico en línea
  • Edición de videos
  • Cuidado de mascotas
  • Envíos directos a clientes
  • Hospedaje para vacaciones

Determina la estructura de tu empresa

Antes de hacer nada, la gran pregunta que tienes que hacerte es: “¿cuál debe ser mi estructura comercial?”. La estructura comercial que determines tendrá un impacto directo en los impuestos, los riesgos personales para ti como propietario de una empresa y la manera en que funcionará tu negocio día a día. Hay dos estructuras comerciales básicas para elegir:

Sociedad de responsabilidad limitada (Limited liability company, LLC)

Una LLC puede ser una buena estructura para tu empresa en el hogar porque protege al propietario de la empresa de perder sus activos personales en el supuesto de que la empresa acumule deuda o deba hacer frente a una demanda. Como señala Forbes, con una LLC no tendrás que pagar impuestos corporativos; sin embargo, como propietario de una empresa eres considerado un trabajador autónomo y deberás pagar las contribuciones fiscales del trabajo autónomo para el Seguro Social y Medicare, a diferencia de que la empresa lo haga. Las LLC deben renovarse todos los años o cada dos años según tu condición, y debes pagar un cargo asociado.

Propiedad individual

Con una propiedad individual, una empresa se considera la misma entidad que la persona que es su propietaria y la gestiona. Las propiedades individuales con frecuencia son más fáciles de establecer que una LLC e implican menores costos de preparación. Si eliges este tipo de estructura, tendrás más autoridad para tomar decisiones y, en última instancia, menos interferencia del gobierno. Pero ten cuidado si eliges esta opción; a diferencia de una LLC, tus activos están en riesgo ante cualquier deuda u obligación que tenga la empresa. También puede ser difícil obtener financiamiento, ya que no puedes vender acciones de la compañía.

Obtén las licencias comerciales apropiadas

Es importante asegurarse de cumplir con las leyes estatales, federales y locales. Cuando establezcas tu empresa, deberás obtener un Número de identificación de empleador (Employer Identification Number, EIN) con fines impositivos. Este debe ser el primer paso antes de obtener las licencias comerciales adicionales requeridas.

Una vez que tengas un EIN, averigua qué licencias comerciales necesitarás para avanzar con las operaciones. El tipo de licencia que debes obtener variará según la industria y el estado en el que operes, pero en general, necesitarás las siguientes, incluso para una empresa en el hogar:

  • Permisos de propiedad y zonificación
  • Permisos de ocupación de vivienda
  • Licencia comercial general
  • Permisos de impuestos sobre las ventas
  • Permisos de señalización
  • Permisos de seguridad

Crea un plan de comercialización

Tener un plan de comercialización es fundamental para cualquier empresa, especialmente para una que recién se inicia. La creación de un plan puede ayudarte a tener una idea más concreta de tus objetivos comerciales a corto y largo plazo, quién es tu público, tu presupuesto financiero, la condición actual del mercado y cómo ejecutar tus estrategias de comercialización y de ventas.

El plan de comercialización de tu empresa en el hogar puede verse un poco diferente del de una empresa ubicada en un edificio comercial o en una ubicación física. En un plan de comercialización, deberás tener en consideración cualquier desafío u obstáculo que pueda surgir por trabajar en el hogar y qué planeas hacer para resolverlos. Por ejemplo, un aspecto positivo de trabajar en el hogar puede ser que no tienes que pagar espacio de oficina, pero ¿qué sucederá si necesitas reunirte con un cliente?

Utiliza las deducciones de impuestos para el trabajo desde el hogar

Una ventaja de tener una empresa que funciona en el hogar es que hay muchas oportunidades de deducir ciertos gastos de tus impuestos. Por ejemplo, si tienes un espacio de trabajo en tu oficina que se utiliza exclusivamente para negocios, puedes deducir los intereses de la hipoteca de lo que adeudas en impuestos ese año. Debido a que las deducciones para el trabajo desde el hogar pueden ser complicadas, pero un esfuerzo que merece la pena, es importante que te asegures de tener en orden todos tus documentos comerciales y buscar la ayuda de un especialista en impuestos. El sitio web del IRS puede ser un buen recurso para entender cómo funciones estas clases de deducciones y si puedes reunir los requisitos para obtenerlas.

Establece tu espacio de oficina en el hogar

Es esencial tener un espacio en tu casa dedicado a tu empresa. También es importante que este espacio de trabajo te permita ser lo más productivo posible. Debe asegurarte de poder tener privacidad, de manera que cuando estés trabajando, puedas concentrarte y no te distraigas a causa de los quehaceres domésticos o de otras personas que viven contigo. También debes asegurarte de que tu espacio de trabajo esté bien iluminado y ubicado en una parte de tu casa donde la conexión inalámbrica sea veloz y fácilmente accesible.

La comodidad es otra consideración importante al establecer una oficina en el hogar. La silla y el escritorio deben ser cómodos, ya que pasarás una cantidad de tiempo considerable aquí.

Por último, piensa en quién usará esta oficina además de ti. ¿Vendrán otros empleados a trabajar aquí de tanto en tanto? Cuando te reúnas con clientes, ¿te reunirás aquí con ellos en persona? Debes asegurarte de que este espacio esté organizado, limpio y sea acogedor para las personas que te visitarán o compartirán el espacio.

Compra seguro para negocios en el hogar

Cuando inicias un negocio en tu hogar, puedes elegir agregar una cláusula adicional para tus arrendatarios o una póliza de seguro para propietarios de vivienda, pero posteriormente puedes darte cuenta de que esta cobertura no es suficiente para tus necesidades. La mayoría de las empresas deben tener seguro de responsabilidad civil, que puede ayudar a tu empresa a cubrir gastos relacionados con demandas y daños médicos, independientemente de quién tenga la culpa. Una póliza para propietarios de negocios (businessowners policy, BOP) puede ayudar a protegerte contra daños a la propiedad que te impedirían trabajar; por ejemplo, si te roban los equipos de tu vivienda o si tu vivienda sufre daños debido a un incendio o una tormenta.

La información incluida tiene solo fines informativos. No constituye asesoramiento legal, fiscal, financiero ni de ningún otro tipo, ni pretende sustituir dicho asesoramiento. La información podría no aplicarse a tu situación particular. Hemos intentado procurar que la información sea precisa, pero podría estar desactualizada o tener algunas imprecisiones en ciertas partes. Es responsabilidad del lector cumplir con las normas locales, estatales o federales aplicables. Nationwide Mutual Insurance Company, sus afiliadas y sus empleados no ofrecen ningún tipo de garantía acerca de la información o los resultados, ni asumen ningún tipo de responsabilidad en relación con la información publicada.