Agente ayudando a una pareja con su seguro de vivienda

Ya sea que la factura de tu seguro de vivienda llegue una vez al año o junto con tu hipoteca o alquiler, es bueno hacer una consulta de seguro anual para saber si estás adecuadamente cubierto. Los agentes de seguro están disponibles para reunirse con los clientes y responder preguntas. ¿Qué preguntas sobre seguros de vivienda deberías hacerle a tu agente y qué deberías saber antes de programar una revisión del seguro?

Qué muestra una consulta de seguro

Muchos consumidores creen que una consulta de seguro es una tarea tediosa. Pero de un año a otro, puede haber cambios en la vivienda que afecten tu seguro y tal vez no te des cuenta.

“Ellos no piensan en eso hasta que el agente de seguros comienza a hacer preguntas”, sostuvo Tom Humphreys, director del Centro de Seguros y Prevención de Riesgos y profesor adjunto de Seguros y Prevención de Riesgos en Olivet College, Michigan.

Estas son algunas preguntas sobre seguros de vivienda que puedes hacer y algunos temas que deberías preparar para hablar con tu agente de seguros.

Vivienda: ¿hiciste alguna modificación en tu vivienda, como una renovación de los baños o una remodelación de la cocina? Es posible que debas aumentar la cobertura, ya que la reconstrucción de la casa costará más en caso de que ocurra un incidente cubierto.

Activos: ¿adquiriste activos adicionales que podrían necesitar cobertura, como joyas costosas, cámaras, abrigos de piel o vehículos recreativos? “Estos elementos tienen limitaciones en tu póliza”, afirma Humphreys. Por lo tanto, deberías tener cláusulas adicionales que ofrezcan más cobertura. Si vendiste bienes que anteriormente estaban cubiertos, como armas o artículos electrónicos, deberías quitarlos de tu póliza. Eso podría ayudarte a ahorrar dinero.

Negocio desde casa: ¿creaste un negocio desde tu casa? Este tipo de negocios por lo general no está cubierto por una póliza de arrendatarios o de propietarios de viviendas sin un “endoso” (una enmienda en tu póliza que extiende la cobertura más allá de los plazos detallados) o por una póliza de seguro de negocios aparte.

Cambios familiares: ¿te casaste, te divorciaste o sumaste un hijo a tu familia? Esto podría dar lugar a una conversación sobre un seguro de vida o cuentas de inversión y si necesitas hacer cambios de beneficiario en una póliza o una cuenta actual.

La consulta de seguro ¿en realidad es una oportunidad de venta?

Humphreys dijo que entiende por qué algunos consumidores podrían creer que una consulta de seguro es una oportunidad de venta para el agente, pero un buen agente usa ese tiempo para informar a sus clientes acerca de la cobertura y conocer sus necesidades. Algunos agentes recomendarán una cobertura adicional en función de la información, aunque, con frecuencia, no hay cambios en la vivienda o en la vida que requieran modificaciones en el seguro. Esto le da a los consumidores la tranquilidad de saber que tienen la cobertura que necesitan y ofrece la posibilidad de hacer preguntas relacionadas con el seguro de vivienda. Si necesitan más cobertura, la decisión final en cuanto a la adquisición de una cobertura adicional la tienen ellos.

Preguntas para hacerle a tu agente de seguros de vivienda

Este es un buen momento para hacerle a tu agente el tipo de preguntas “qué sucede si”.

Descuentos: pregunta acerca de los descuentos para los que podrías ser elegible. Podrías haber hecho mejoras en tu casa y no haberle informado a la compañía de seguros. Esto podría incluir los nuevos detectores de humo o el sistema de seguridad residencial que instalaste en tu casa. ¿Agregaste un techo nuevo? Podrías ser elegible para recibir un descuento en función de la antigüedad del techo. Las compañías de seguros ofrecen descuentos para varias pólizas por contratar muchas pólizas de seguro a través de ellas. “Cuantas más pólizas puedas agrupar en una sola aseguradora, mayores serán los descuentos que te ofrezcan”, afirmó Humphreys.

Cobertura de la póliza: es un buen momento para pedirle a tu agente que te explique cómo funciona la cobertura. Por ejemplo, si tienes una cobertura de valor real en efectivo, en lugar del costo de reposición de la estructura de tu casa, conoce cómo funciona y si es la mejor cobertura para ti. Pregunta qué no cubren las pólizas para determinar si también quieres otros tipos de seguro, como el seguro contra inundaciones. Incluso si no vives en una zona inundable, el daño causado por el agua puede ser costoso y más común de lo que se piensa.

Deducibles: reevalúa tu deducible. Conoce la diferencia en tu prima anual con un deducible más alto. “Si puedes recuperar el aumento de tu deducible a través de los ahorros en la prima en un período de cinco años, [puede] tener sentido hacerlo”, dijo Humphreys.

Recomendaciones: pregunta a tu agente si tiene otros tipos de seguro para recomendar en función de tu charla. Esto le permite a tu agente explicar pólizas ofrecidas que podrías no haber considerado, como una cobertura suplementaria, la protección contra robo de identidad y un seguro de responsabilidad civil.

Es importante que sepas si tu cobertura de seguro está actualizada y si es adecuada para tus necesidades. Una consulta anual de tu cobertura puede hacer que tu vida sea más fácil y darte tranquilidad. Llama a tu agente para programar una Consulta On Your Side® gratis hoy mismo.

El producto, la cobertura, los descuentos, los plazos de los seguros, las definiciones y otras descripciones están destinadas sólo para fines informativos y de ninguna manera reemplazan o modifican las definiciones y la información contenidas en los contratos y pólizas de seguros individuales y/o las páginas de la declaración de las empresas de evaluación de riesgos afiliadas de Nationwide, que son normativas. Dichos productos, coberturas, términos y descuentos pueden variar según el estado y se pueden aplicar excepciones.

La información incluida aquí tiene solo fines informativos. No constituye asesoramiento legal, fiscal, financiero ni de ningún otro tipo, ni pretende sustituir dicho asesoramiento. La información podría no aplicarse a tu situación particular. Hemos intentado procurar que la información sea precisa, pero podría estar desactualizada o tener algunas imprecisiones en ciertas partes. Es responsabilidad del lector cumplir con las normas locales, estatales o federales aplicables. Nationwide Mutual Insurance Company, sus afiliadas y sus empleados no ofrecen ningún tipo de garantía acerca de la información o los resultados, ni asumen ningún tipo de responsabilidad en relación con la información publicada. Nationwide, la N y el Águila de Nationwide son marcas de servicio de Nationwide Mutual Insurance Company. © 2023 Nationwide

Cargando…