Ahorrar para las vacaciones

6 formas de ahorrar dinero para tus vacaciones

Ahorrar para tomarse unas vacaciones

Se acerca el momento de las vacaciones, y estás empezando a planificarlas. Entre el entusiasmo de elegir el lugar, los vuelos y un hotel, también es importante que  tengas en cuenta tu presupuesto. Según cuáles sean tus planes, es posible que debas ahorrar una suma importante. El viaje y el alojamiento, especialmente si tienes pensado volar a un destino lejano, pueden ser costosos.

Ahorrar para un viaje genera esa sensación de anticipación que es parte de la diversión de viajar. Puedes cumplir tus metas, ir donde quieres ir y pasar tiempo con quien quieras, si ahorras para tus vacaciones y armas un plan con pasos a seguir para contribuir a tu presupuesto. Estas medidas además te permiten crear hábitos para dominar mejor tus finanzas.

A continuación te ofrecemos seis consejos para ayudarte a ahorrar para tus vacaciones.

1. Aparta algo de dinero y hazlo con disciplina

Puede ser fácil decir que asignarás parte de tus ingresos mensuales para tus vacaciones. Pero otra cosa es poder cumplir con ese plan. Es posible que debas formalizar tu plan de ahorro para las vacaciones poniendo por escrito tu estrategia y tus objetivos.

A medida que estableces objetivos, puedes crear un cronograma de pagos que te ayude a determinar qué debes pagar y cuándo. Esta planificación puede incluir hitos a lo largo del proceso. Por ejemplo, podrías prever tener ahorrado el costo de los boletos de avión tres meses antes de tu fecha prevista de salida. Los boletos a destinos internacionales cuestan menos si los compras con  dos o más meses de anticipación. O quizá necesites hacer un depósito al reservar el hotel. Es importante saber de cuánto será ese monto antes de reservar.

Además, controla tu avance en forma periódica. Estos controles te ayudan a mantenerte en la buena senda. Evalúa la posibilidad de abrir una cuenta de ahorros para vacaciones, exclusivamente para tus viajes. De esta manera podrás programar transferencias automáticas que garanticen que la cuenta reciba una suma determinada de cada cheque de paga.

2. Analiza tus gastos

Analiza tu cuenta bancaria para saber dónde va el dinero. Quizá puedas apartar más dinero de tus ingresos actuales de lo que suponías. Una aplicación de presupuestos en línea puede ayudarte a tener mayor control sobre tus gastos.

Puedes crear presupuestos para alimentos, entretenimiento y otras necesidades, aunque es importante que luego los respetes. Otra alternativa popular para tu presupuesto es el enfoque 50/30/20, que implica asignar el 50 % de tu dinero después de impuestos a cubrir tus necesidades, el 30 % a tus deseos y el 20 % al pago de deudas y ahorros.

3. Ahorra en servicios

Es posible que estés  gastando más en servicios públicos de lo que necesitas. Por ejemplo, quizá puedas ahorrar en tus hábitos de entretenimiento cortando tu servicio de cable y pasando a algún sistema de transmisión por Internet. Esta especie de recorte te permite pagar solo la programación que te interesa, en lugar de los paquetes de televisión por cable que tienen costos más altos. Si averiguas un poco, es posible que encuentres tarifas más bajas para servicios de telefonía y formas de ahorrar en tus facturas de agua y electricidad. Usa este dinero extra para engrosar tu cuenta de ahorros para las vacaciones.

4. Usa tus recompensas de devoluciones de efectivo

Las tarjetas de crédito que ofrecen devoluciones en efectivo, puntos y promociones pueden ayudarte a aumentar tus ahorros en el largo plazo. Lee la letra chica de tus acuerdos de tarjeta de crédito para ver con qué compras puedes obtener el doble de recompensas si tienes una tarjeta de recompensas. Quizá también puedas usar los puntos para ganar con tarjetas de créditos de aerolíneas que también sirven para pagar los boletos.

5. Usa cupones y códigos de promoción

Quizá te suene anticuado, pero puedes ahorrar dinero en bienes y servicios si recortas cupones y aprovechas los códigos de promoción. Una forma sencilla de encontrar ofertas en línea es descargar una extensión para tu navegador de Internet que te muestre automáticamente los códigos de promoción que haya disponibles. Si te suscribes a los boletines informativos electrónicos de las compañías, por lo general ofrecen códigos de promoción por única vez con envíos gratis.

6. Participa a un amigo, visualiza el éxito

Pide a un amigo o familiar que te hagan rendir cuentas para ayudarte a mantenerte en la buena senda, y visualiza en qué consiste el éxito para ti. Si puedes imaginarte sentado en una playa hermosa o caminando por una senda preciosa en tierras lejanas, es posible que te sientas mucho más motivado para mantener tu plan de ahorro para las vacaciones.

Una vez que hayas ahorrado para las vacaciones perfectas, es importante que te protejas y protejas tus bienes cuando estás de viaje. Obtén más información sobre los  seguros de viaje de Nationwide, que te protegen mientras disfrutas tu merecido viaje.

Comparte