Cómo elaborar un plan de negocios

Antes de que cualquier empresa comenzara, creciera, se volviera rentable o se hiciera franquicia, sus miembros fundadores probablemente redactaron un plan empresarial. Lo hicieron para tener una alineación clara sobre lo que era su compañía, lo que ofrecía y cómo operarían, entre otras cosas, para saber qué tenían que hacer para volverse rentables.   

Lo mismo ocurre con tu empresa. Para tener éxito, debes contar con un plan empresarial claro para sentar las bases de cómo funcionarán las operaciones. Sin embargo, para que un plan funcione, debe tener todos los elementos adecuados para crear una estructura transparente de modo que todos los involucrados se esfuercen por un mismo objetivo en todo momento.

¿Qué es un plan empresarial?

Investopedia describe a un plan empresarial como un documento por escrito detallado (generalmente de 15 a 20 páginas) que define las actividades empresariales centrales de una compañía, los objetivos y las formas en que planea alcanzar sus metas. Los planes empresariales generalmente se aplican a las nuevas empresas (aunque algunas compañías incorporan nuevas empresas con nuevos emprendimientos) y crean un mapa de ruta para los puntos de vista de comercialización, financieros y operativos de una compañía.

Tipos de planes empresariales

Los planes empresariales también atraen a inversores y posibles socios. Por lo general, se dividen en dos categorías:

Planes empresariales tradicionales

Centrados en el desarrollo de productos y con la esperanza de que surja la demanda.

Planes con el modelo Lean startup

Se utilizan para fundar una nueva compañía o presentar un nuevo producto en nombre de una compañía existente.

Las grandes compañías consultarán periódicamente su plan empresarial para saber si se han cumplido los objetivos o si han cambiado o evolucionado. A veces, se crea un nuevo plan empresarial para una empresa establecida que ha decidido tomar un nuevo rumbo.

Planes empresariales tradicionales

Los planes empresariales tradicionales se utilizan cuando una compañía está creando un nuevo producto o servicio e intenta generar demanda. El público de este tipo de planes está formado principalmente por inversores. Estos planes suelen ser muy detallados e incluir lo siguiente:

Resumen ejecutivo

En el resumen se incluye la descripción, la declaración de misión e información sobre el liderazgo, los empleados, las operaciones y la ubicación de la compañía.

Descripción de la compañía

Esto generalmente incluye en qué industria trabaja una compañía.

Análisis de mercado

Un análisis de mercado muestra los diferentes datos demográficos en el mercado objetivo en el que se enfocará la compañía y habla sobre cómo la empresa puede ganar más acceso a esta participación de mercado.

Gestión y estructura organizativas

Una mirada a quién está a cargo de ciertas áreas y cómo está estructurada la escalera corporativa otorga confianza a los inversores y genera credibilidad para una empresa.

Línea de servicio o producto

Es importante describir todos los productos y servicios de la compañía y compartir cómo algo se transforma de la materia prima en un artículo terminado listo para su venta.

Comercialización y ventas

A veces, un plan empresarial tradicional detalla cómo una compañía atraerá y conservará una base de clientes. También describe un canal de distribución y muestra qué campañas publicitarias y de comercialización se utilizarán.

Requisitos de financiamiento (opcional)

Una evaluación precisa de cuánto dinero se necesita tanto de los fundadores como de los inversores para poner todo en marcha demuestra que una empresa ha llevado a cabo su debida diligencia.

Proyecciones financieras

Por supuesto, particularmente para los inversores, una proyección de ventas, ganancias, costos y pérdidas es un elemento importante de un plan empresarial tradicional.

Apéndice

Cualquier documentación adicional que el liderazgo considere necesaria o útil puede incluirse en un apéndice para consultarse en el futuro.

Planes empresariales con modelo Lean startup

Los planes con modelo Lean startup, también conocidos como “lienzos de modelo empresarial”, se redactan cuando una empresa existente crea una nueva subsidiaria para ingresar a un nuevo espacio comercial o simplemente presenta un nuevo producto para ganar mayor participación en el mercado.

Estos planes comerciales se componen de los siguientes elementos:

Asociaciones clave

Mostrar cualquier asociación tanto dentro como fuera de la organización que haga posible el nuevo emprendimiento transmite confianza y conexión.

Actividades clave

Es importante ilustrar los pasos que se están tomando para lanzar/operar la el negocio.

Recursos clave

Los recursos clave como el capital y los materiales utilizados para operar o mantener la empresa y sus productos son fundamentales para identificarlos desde el principio.

Oferta de valor

¿Cuál es la oferta clave de la empresa y en qué sentido es mejor que la de la competencia? Esto ayudará a forjar la posición objetivo de la nueva empresa en el mercado.

Relaciones con los clientes

Demuestran una comprensión de cómo la compañía convertirá a los clientes actuales que compran otros productos en compradores leales de los nuevos artículos.

Segmentos de los clientes

Detallan los datos demográficos de los clientes nuevos o actuales a los que se dirigirá el nuevo producto/servicio.

Canales

Muestran todos los diferentes métodos de comunicación que se utilizarán para llegar a los clientes.

Estructura de costos

Explica qué costos están asociados con el nuevo producto o servicio.

Canales de ingresos

Demuestran cómo el nuevo producto o servicio generarán ingresos en comparación con la otra cartera de artículos de la compañía.

¿Por qué crear un plan empresarial?

Ya mencionamos algunas razones para crear un plan empresarial, pero estos tipos de planes son herramientas fundamentales inteligentes con otros beneficios valiosos. Ya mencionamos algunas razones para crear un plan empresarial, pero estos tipos de planes son herramientas fundamentales inteligentes con otros beneficios valiosos.

Estima los costos de una nueva empresa

Un plan empresarial te brinda una idea clara de cuánto dinero de fuentes internas y externas necesitarás para poner en marcha una compañía.

Atrae inversores

Siempre hay alguien que busca invertir en una buena idea y, finalmente, beneficiarse de ella. Un buen plan empresarial convencerá a los inversores para que abran sus billeteras y te ofrezcan el dinero que necesitas para comenzar.

Estudia el mercado

Un plan empresarial también suele incluir un panorama de tu mercado, lo que te da una idea de cuán saturado está para tu producto o servicio. Luego, te dará un plan de ataque más preciso para cuando se lance.

Define la base de clientes

No todo el mundo se beneficiará de tu compañía. Pero, si sabes qué grupo demográfico estará más interesado, y puedes demostrárselo a los posibles inversores, solo aumentarás tus posibilidades de éxito.

Define los competidores

Probablemente no seas el único que intenta vender el mismo producto o servicio. Sin embargo, si comprendes a tu competencia, podrás estudiarla y ver qué áreas puedes mejorar en tu industria.

Anticipa los posibles riesgos/problemas antes de que surjan

Esto incluye cualquier circunstancia, desde una interrupción en las cadenas de suministro hasta la seguridad de sus empleados y clientes. Lo último que necesitas es una demanda que alegue que no hiciste todo lo posible para prevenir problemas/accidentes. Un plan empresarial te ayuda a adelantarte a cualquier problema.

Estudia el análisis de rentabilidad y las posibles ganancias

Un plan empresarial demuestra cuántas unidades de un producto deben venderse para cubrir los costos fijos y variables de producción. El umbral de rentabilidad también se considera una medida del margen de seguridad.

¿Estás listo para redactar tu plan empresarial?

Aunque un plan empresarial es una inversión por adelantado, tiene muchos beneficios para el crecimiento a largo plazo y la mitigación de riesgos futuros. Si bien toda actividad comercial conlleva riesgos, es importante contar con un seguro para pequeñas empresas a fin de estar preparado para todo. Para obtener más información sobre los planes empresariales y conocer otros recursos que tenemos que podrían ayudarte, visita nuestro Centro de soluciones comerciales de Nationwide.

BuildingAndShield-outline
Obtén más información sobre el seguro de negocios de Nationwide
Hablar con un especialista  

La información incluida tiene solo fines informativos. No constituye asesoramiento legal, fiscal, financiero ni de ningún otro tipo, ni pretende sustituir dicho asesoramiento. La información podría no aplicarse a tu situación particular. Hemos intentado procurar que la información sea precisa, pero podría estar desactualizada o tener algunas imprecisiones en ciertas partes. Es responsabilidad del lector cumplir con las normas locales, estatales o federales aplicables. Nationwide Mutual Insurance Company, sus afiliadas y sus empleados no ofrecen ningún tipo de garantía acerca de la información o los resultados, ni asumen ningún tipo de responsabilidad en relación con la información publicada.