Costos de servicios públicos del hogar
Obtén una Cotización de seguro de vivienda

Llama al 1-877-On Your Side® (1-877-669-6877) a cualquier hora

Buscar un agente

Búsqueda avanzada Llama al 1-877-On Your Side®
(1-877-669-6877) a cualquier hora

¿De cuánto es una factura promedio de servicios públicos del hogar?

Costo promedio de los servicios públicos

Los servicios públicos son imprescindibles para vivir. Nos dan la seguridad de que el hogar funciona correctamente y que mantiene la comodidad y habitabilidad. Pero los servicios públicos pueden ser costosos para los propietarios de viviendas, para los arrendadores e incluso para los inquilinos.

Una familia tipo en los EE. UU. gasta $2,060 en promedio por año en facturas de servicios públicos, según el Departamento de Energía de los EE. UU. Aunque lo que pagas depende de varios factores, incluidos el tamaño y la calidad del lugar donde vives, el clima del área y tus patrones de consumo. Por ejemplo, las áreas propensas a estar en los extremos de la escala de temperatura pueden llevarte a usar más el aire acondicionado y los sistemas de calefacción. En las áreas donde los costos de trasporte y de infraestructura son mayores puedes ver aumentos en los precios de los servicios públicos también.

¿Qué son los servicios públicos?

Los servicios públicos se clasifican en seis categorías:

  • Agua
  • Calefacción/Refrigeración
  • Electricidad/gas (además de calefacción/refrigeración, aquí se incluye la iluminación y las necesidades de electricidad generales)
  • Basura/reciclaje
  • Teléfono de línea fija
  • Internet/cable

Si te mudas a un lugar nuevo, a veces puedes averiguar cuál es el costo promedio de los servicios públicos en esa área preguntándole al arrendador, al administrador del apartamento o al agente inmobiliario.

Si alquilas, es posible que el arrendador o el administrador conozca los costos de los servicios públicos por otros residentes o quizás te ponga en contacto con alguien que viva allí en ese momento. Si estás por comprar una casa, un agente inmobiliario debería darte copias de las facturas de servicios públicos del propietario actual.

¿Cuáles son los impactos del costo de los servicios públicos?

Estos factores pueden afectar el costo promedio de los servicios públicos de un hogar:

El lugar donde vives: Si estás en una región de clima templado, los servicios públicos no costarán demasiado porque tienes menos necesidad de usar constantemente la calefacción en invierno y el aire acondicionado en verano.

Tu consumo de los recursos: El costo promedio de tus servicios públicos depende del consumo de electricidad y gas que tengas. Si configuras el termostato en 72 grados en invierno, pagarás más que si lo configuraras en 68 grados. Si bajas la calefacción cuando no estás en casa, también pagarás menos.

Instalar un termostato pequeño en tu casa es una manera práctica de controlar el consumo de los servicios públicos. Muchos de estos dispositivos que puedes controlar desde tu teléfono inteligente te permiten ver tu historial de consumo semanal o mensual, lo que te da una imagen más clara de la frecuencia con que los sistemas de calefacción y refrigeración se encienden y se apagan. Esto te ayuda a detectar oportunidades para subir o bajar el termostato en determinados momentos del día —o apagar el sistema— para ahorrar dinero.

Cuán eficiente en consumo de energía es tu hogar: El aislamiento y las ventanas marcan una gran diferencia en el costo promedio de los servicios públicos de un hogar. La energía puede escaparse fácilmente si no hay un buen aislamiento o si la ventanas no están bien colocadas de modo que protejan esa transferencia de aire. Las antiguas ventanas de un solo paño también pueden dejar pasar aire y contribuir con la pérdida de calor.

El tamaño de tu casa: Calefaccionar, refrigerar e iluminar una casa de 2,500 pies cuadrados costará más que una casa de 1,400 pies cuadrados. También es importante considerar la distribución de los ambientes de la casa. Por ejemplo, normalmente costará más calefaccionar y refrigerar espacios con plantas abiertas que casas que están más sectorizadas con áreas separadas. En estas casas, a menudo se pueden cerrar rejillas de ventilación o puertas cuando las habitaciones no se usan y no necesitan calefacción ni refrigeración.

Servicios públicos no relacionados con la energía y sus costos

Por supuesto, los servicios públicos incluyen algunas cosas más aparte de la energía. ¿Cuánto cuestan los servicios públicos en áreas sin energía?

  • Basura/reciclaje: Los servicios de recolección de basura y reciclaje a menudo están incluidos en los impuestos de la ciudad o del pueblo. Pero quienes pagan aparte deberían considerar $10 a $40 al mes.
  • Agua: En 2016, los hogares estadounidenses gastaron, en promedio, $15 a $77 por mes en agua, según el grupo de investigación Circle of Blue, el cual se centra en los problemas ambientales.
  • Teléfono de línea fija: Muchas personas cuentan con teléfonos móviles, pero aquellas que desean tener una línea fija o la necesitan para el servicio de Internet, deberán pagar $15 a $45 por mes; el costo es mayor si se incluyen servicios de larga distancia. Si prefieres usar Internet para hacer llamadas telefónicas, los paquetes de servicio de voz sobre un protocolo de Internet son otra opción y cuestan alrededor de $20 por mes, según la cantidad de minutos que compres con tu plan VoIP.
  • Internet/cable/teléfono: Un paquete triple de Internet, cable y teléfono cuesta en promedio $165 por mes; sin el teléfono, el costo promedio es de $132 por mes. Los servicios de reproducción de medios en línea son una alternativa al servicio de cable y cuestan en promedio $10 por mes en comparación con un paquete de cable básico que cuesta $60.

Cómo ahorrar dinero en los servicios públicos

El Departamento de Energía de los EE. UU. ofrece consejos sobre maneras de ahorrar en los costos de energía. Considera lo siguiente:

Electrodomésticos: Alrededor del 13% de los costos de energía del hogar proviene de los electrodomésticos. Cuando compres modelos nuevos, busca la etiqueta de Energy Star. Los electrodomésticos Energy Star cumplen o superan las normas mínimas federales en materia de eficiencia energética. Por ejemplo, un refrigerador Energy Star nuevo consume al menos 15% menos de energía que uno sin la etiqueta y 40% menos que los modelos vendidos en 2001. Los electrodomésticos Energy Star muestran su consumo anual de energía en el paquete, que te permite comparar los costos de energía de los electrodomésticos.

Ventanas: Las ventanas antiguas o con fugas pueden representar 10% al 25% de los costos de calefacción debido a la pérdida de aire caliente. Considera reemplazar las ventanas por ventanas de doble vidrio o instalar ventanas contra tormentas en invierno.

Iluminación: La iluminación representa alrededor del 12% del presupuesto de energía del hogar, así que usar bombillas de bajo consumo y recordar apagar las luces cuando no se usan puede ayudarte a ahorrar dinero. Colocar bombillas inteligentes es otra opción que te permite ahorrar en los costos de energía. Si te vas de casa y te olvidas de apagar las luces, solo usa tu teléfono inteligente para apagar las bombillas inteligentes a la distancia para que no generen consumo mientras no estás.

Si conoces cuáles son los costos promedio de los servicios públicos del hogar, podrás reducir tu consumo de energía y ahorrar dinero. Por supuesto, hay otros factores que entran en juego en la propiedad y el mantenimiento de un hogar. Obtén más información sobre el costo del seguro de vivienda y cómo puedes reducir tu prima con los descuentos en seguro de vivienda de Nationwide.

Comparte